¡Faro oh Faro!

Tú, mi luz, mi guía

El alma que me ilumina

Tú, mi señal, mi alegría

Qué tendrá tu soledad que me da tanta compañía

 

20151111_172632.jpg
Faro de Sacratif, Granada

Los faros son los edificios más románticos de nuestro paisaje costero, lugares de peregrinación y meditación marinera, cuya luz ha guiado el rumbo de miles de barcos a lo largo y ancho de los mares”

GOPR1627_1428407453623_high.JPG
Far de S’Arnella, Port de la Selva, Girona

Hace ya algunos años que nació en mí una especial admiración hacia los faros. No sé cómo ni de qué manera, ni cuándo ni por qué vi en estos edificios la belleza de la soledad, la fuerza de la naturaleza, la sencillez de la construcción.

No sé responder a estos interrogantes pero sí sé que la respuesta a esta admiración ha sido plantearme un reto; visitar todos los faros que hay tanto en la península española como en sus territorios insulares.

187 faros son el total de luces que nos rodean en las costas españolas y 187 visitas serán las que realizaré a lo largo de…. ¿mi vida? Si bien, me he propuesto este objetivo también debo decir que no me he planteado una fecha límite, ya se sabe antes están las obligaciones. Pero no desistiré. Por ahora tengo el orgullo de poder decir que he visitado 26  de los 187 faros, es decir todavía me faltan por visitar (y fotografiar, por supuesto) 161 faros más.

Todavía no sé qué tienen esos edificios que tanto me llaman la atención. No sé qué tienen que les tengo cierta devoción

Algunos datos de interés

1. Tenemos la suerte de tener el faro en funcionamiento más antiguo del mundo, y ¿sabes dónde está? Ni más ni menos que en las maravillosas tierras gallegas. La Torre de Hércules, situado en la costa de A Coruña, fue construido por allá el siglo I. Este faro de construcción romana entraña algunas mitologías y leyendas, de las cuales os dejaré la que ha tenido mayor afluencia.

a coruña 11 (8).JPG
Torre de Hércules, A Coruña, Galica

Según la leyenda, el legendario héroe griego vino en busca del gigante Gerión que reinaba sobre las tierras comprendidas entre el Duero y el Tajo, con el fin de liberar al pueblo de su poder desmedido. El enfrentamiento entre ambos duró tres días con sus correspondientes noches, al cabo de las cuales Hércules venció al gigante, cortó su cabeza y la enterró junto al mar. Para conmemorar su victoria construyó sobre el túmulo una torre-faro y en las proximidades del mismo fundó una ciudad a la que le dio el nombre de Crunia, como recuerdo de la primera mujer que habitó este lugar y de la cual el héroe se enamoró.”

2. Aquellos que tenemos un poco de información… y curiosidad, sabemos que, también en Galicia, se encuentra el faro donde terminaba la Tierra; el Faro de Finisterre. Pero lo que pocos saben es que el faro más meridional del territorio español no se encuentra en la península, sino en la isla del Hierro; el Faro de Orchilla. Este faro se sitúa en el meridiano 0º, el punto más occidental, tal y como aparece en los primeros mapas  de las tierras exploradas elaborados por la Escuela Alejandrina y Tolomeo.

3. Disponemos de algunos faros con hoteles a su alrededor, un magnifico paisaje por cierto, pero a pesar que en el 2013 el Ministerio de Fomento anunció un plan para aprobar que los faros pudieran convertirse en hoteles, todavía no tenemos la posibilidad de alojarnos en el interior de uno de ellos. Existen algunos proyectos de alojamiento pero su posibilidad se verá en un futuro muy cercano. Y no, ¡no me voy a perder esta experiencia por nada del mundo!

4. Por cierto, ¿Sabes cómo se llama la persona que trabaja (bueno, trabajaba, tenemos que tener en cuenta que es un trabajo en futura extinción) en un faro? Pues no, no es farero, es técnico mecánico en señales marítimas. ¡Ah! También debes saber que el profesional del mundo de las luces marítimas debe ser además, albañil, electricista y mecánico por supuesto.

Ser farero no es una profesión es un estilo de vida

 

5. A propósito de los fareros… ¿Y las fareras? Pues bien, lo difícil no ha sido encontrar a una farera, que la hay sino encontrar cuántas. “Once mujeres opositaron a fareras”, explicaba el periódico, de éstas, Cristina mujer farera, comentaba que ella fue una de las tres seleccionadas. Pero…insisto, ¿cuántas hay? Tres fueron las fareras por elección, pero cuántas lo fueron por relación. A mi modo de entender, las mujeres de los fareros, también son fareras.

“Soledad para mí es libertad, porque eres la propia dueña y señora y bajo tu responsabilidad sabes que están vidas humanas y que tienes que tener una entrega supina”

Cristina Fernández (Camariñas, A Coruña)
Far Punta Nati.JPG
Faro Punta Nati, Menorca

¿Sabes…? Los faros son como algunas personas,

iluminan todo el día, pero solo se aprecia su luz por la noche,

cuando más la necesitas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s